Un bebé juega con una pitón como si fuera un peluche
Un bebé juega con una pitón como si fuera un peluche
Un bebé juega con una pitón como si fuera un peluche
Leer más

Un bebé juega con una pitón como si fuera un peluche

La serpiente pitón es una de las especies de reptiles más peligrosas pero este niño pequeño no parece ser consciente de ello. Se divierte jugando en la calle con el animal como si fuera un muñeco. ¡El vídeo pone los pelos de punta!

Entre una enorme pitón y un niño de unos 3 años, ¿quién debería tener miedo? Paradójicamente en este caso es el animal. En el vídeo se ve cómo el reptil intenta huir de las manos de un pequeño que solo quiere jugar y divertirse. Coge a la pitón como si fuera un muñeco, completamente ajeno al peligro al que se está exponiendo.

Parece que en este caso el niño es el depredador y la pitón la presa. El animal está aterrado e intenta huir de las manos del pequeño, que no le da tregua. Ni siquiera el enorme tamaño del animal le da miedo.

La primera reacción natural al ver una serpiente es apartarse por miedo a recibir un mordisco o algo peor en función de la especie. Muchas especies son venenosas y su mordisco puede ser letal si no se actúa a tiempo. Otros tipos de serpiente son peligrosas por su fuerza. Atrapan y asfixian a sus víctimas. Las pitones pertenecen a esta especie de serpientes “constrictoras”, lo que las hace ser unas de las serpientes más peligrosas, aunque no tengan veneno.

Las pitones tienen un imponente tamaño, miden de 1 a 6 metros. Habitan en las zonas tropicales de Asia y de África. Su forma de cazar es enrollarse a su presa y asfixiándola para después engullirla. Por eso da tanta grima ver el vídeo del pequeño jugando con la pitón, ¡se arriesga a convertirse en su postre!

La redacción

Sin conexión
Verifique su configuración