La luna de miel de los recién casados se convierte en un infierno

La luna de miel de los recién casados se convierte en un infierno

Cedric y Camille Soler, dos jóvenes bomberos recién casados de Alsacia, Francia, fueron de luna de miel a Indonesia y vivieron el seísmo que afectó a Lombok.

Diecisiete días en Indonesia, ese era el viaje de novios que prometía una experiencia maravillosa y relajante. ¡Sin embargo, Cedric y Camille Soler, casados el 21 de julio de 2018, no podían ni imaginarse que iban a vivir un seísmo de magnitud 6,9 en directo!

La catástrofe natural que afectó a la isla volcánica de Lombok el domingo 5 de agosto ha dejado huella. Actualmente, el balance es de 105 víctimas y 236 heridos. Los franceses Cedric y Camille también se encontraban en el corazón de la catástrofe, sin embargo, afortunadamente, lograron escapar ilesos. Y fue gracias a que se encontraban en una zona menos expuesta, en la terraza de un restaurante junto al mar, cuando tuvieron lugar los primeros temblores.

"Hubo una ola de pánico"

Entre temblores, alerta de Tsunami y evacuación urgente a Bali, la pareja lo pasó muy mal. Según los medios franceses, la pareja destacó este "episodio traumatizante". "De repente, el suelo comenzó a temblar, hubo una ola de pánico [...]. El portero del hotel vecino vino a buscarnos y fuimos a las colinas, donde esperamos 3 horas", cuentan. 

El comienzo de numerosas peripecias

Ninguno de los dos bomberos voluntarios se había visto antes en tal situación, pero lograron gestionar su estrés como pudieron, siendo conscientes de que habían tenido suerte dentro de lo que cabía: "Más tarde nos encontramos con otros franceses que habían estado en un contacto más directo con el suelo y que lo vivieron de una forma más intensa".

Repatriados a Bali, quisieron felicitar a los habitantes por cómo se comportaron con los turistas en peligro: "Todo lo que pudimos ver fue muy emotivo; mientras que su isla sufría grandes daños, mantuvieron la calma e hicieron todo lo posible para que los turistas se sintieran mejor. Unos franceses nos contaron que, en su hotel, algunos empleados resultaron heridos, pero que, al día siguiente, retomaron su trabajo como si nada hubiera ocurrido".

Leer más
Espía con cámaras a la limpiadora y ve lo que hace en realidad en su casa

Un comportamiento que "merece nuestro respeto" y que tuvo que influir en la decisión de estos alsacianos: "Pensamos en intentar volvernos a Francia al día siguiente, pero al final nos quedamos hasta que finalice nuestro viaje, hasta el viernes". Cedric y Camille no olvidarán nunca esta "luna de miel algo aventurera", recordando tanto las impactantes imágenes del seísmo, como la bondad de los indonesios. Algo que, sin duda, reforzará los lazos de su matrimonio.

 

• Irene Peris Martínez
Leer más
Recibe lo mejor de Ohmymag todos los días en tu correo electrónico
Suscribirse
Sin conexión
Verifique su configuración