Un zoo aplica medidas excepcionales para proteger a los pingüinos del frío extremo

Canadá es conocida por sus duros inviernos, hasta tal punto que los habitantes de Montreal se han acostumbrado a vivir bajo la superficie de la ciudad cada año. En Calgary, el frío ha sido tan intenso estos últimos días que su zoo se ha visto obligado a desplazar a sus 51 pingüinos al interior.

Un zoo aplica medidas excepcionales para proteger a los pingüinos del frío extremo
Leer más
Leer más

El año comienza muy frío para la región de Alberta, Canadá, con temperaturas que rondan los -35ºC. La ciudad de Brooks ha batido, incluso, un nuevo récord, llegando a los -39,4ºC frente a los -38,9º que alcanzó en su invierno más duro en 1928.

En Calgary, este frío extremo también se ha hecho notar: el termómetro marca los -28ºC acompañados de un viento que hace que la sensación térmica sea de -40ºC. Por lo que el zoo de la ciudad que aloja a más de 700 animales ha decidido repatriar a los pingüinos reales al interior.

Malu Celli, cuidadora del zoo de Calgary, explica que, como medida de precaución, los guardas tienen la costumbre de hacer entrar a las aves cuando la temperatura desciende por debajo de los -25ºC. "Preferimos no exponerlos demasiado al frío", aclara, "para garantizar su seguridad, hemos fijado un límite por debajo del cual los resguardamos en el interior".