Volkswagen tortura monos con los gases emitidos por sus motores

Volkswagen tortura monos con los gases emitidos por sus motores

La información que reveló el pasado 25 de enero el New York Times ha tenido el efecto de una bomba entre los defensores de la causa animal. La empresa de automóviles Volkswagen reconoce haber llevado a cabo unas pruebas vergonzosas hace 4 años. El fabricante obligó a una serie de monos a inhalar gases de combustión para estudiar la nocividad del diesel.

Parece que la marca de coches Volkswagen está dispuesta a cualquier cosa para demostrar que el diesel no es nocivo para nuestros pulmones.  

Según los datos desvelados en el periódico estadounidense The New York Times, el fabricante de automóviles llevó a cabo unas pruebas especialmente crueles con monos hace cuatro años. Los animales se encontraban encerrados en habitaciones confinadas en las que los exponían durante cuatro horas seguidas a los gases emitidos por sus coches. Hay otras tres marcas implicadas en esta terrible vivisección: Daimler, BMW y Bosch. En total, sometieron a 10 monos a la contaminación que producía el coche "New Beetle". 

Evidentemente, dada la indignación que ha provocado esta información, la marca alemana se ha apresurado a disculparse. En un comunicado, el grupo Volkswagen explica: "Estamos convencidos de que los métodos científicos que elegimos en aquel momento fueron los equivocados. Habría sido mejor no realizar tal estudio". 

Irene Peris Martínez
Leer más
Recibe lo mejor de Ohmymag todos los días en tu correo electrónico
Suscribirse
Sin conexión
Verifique su configuración