Ideas y patrones de puntillas de ganchillo sencillas

Ideas y patrones de puntillas de ganchillo sencillas

Trucos y esquemas para saber cómo hacer el punto de cadeneta, el punto bajo y el vareta para realizar el punto de cangrejo o de concha en tus toallas, vestidos, servilletas o manteles.

Las puntillas de ganchillo o crochet son muy útiles para dar un toque sofisticado y elegante a tus telas. Como el punto de cruz, pero con un toque más clásico. 

¿Cómo hacer puntos de ganchillo básicos y fáciles?

Antes de empezar con los puntos de ganchillo básicos debemos saber cómo hacer un nudo corredizo. Para llevarlo a cabo primero eleva el hilo pellizcándolo, formando una especie de U. A continuación, gira los en dedos en dirección de las manecillas del reloj para hacer que el hilo forme un círculo. Después haz el bucle más grande, introduciendo los dedos dentro de él.

Con los dedos que están dentro del redondel, tira de la hebra fija e introdúcela dentro de él. Estira de la punta un poco más para apretar el nudo. Por último, coloca la aguja en el interior del círculo y tira de ambos hilos para apretarlo.

Para empezar a hacer puntillas de crochet debemos conocer los puntos de ganchillo básicos como el punto de cadeneta, el punto bajo y el punto alto.

El punto de cadeneta

Es la base de cualquier artículo hecho con ganchillo. Es un conjunto de puntos que forman una línea o cadena, de ahí su nombre. Para realizarlo llevaremos a cabo los siguientes pasos:

1. A partir de un nudo corredizo mueve la aguja en dirección a la punta del dedo izquierdo y por debajo del hilo del ovillo que rodea tu dedo índice.

2. Rodea la aguja con el filamento y tira del hilo para que pase por el nudo corredizo que hay en la aguja.

3. Ya tienes un punto y cuando tejes varios, forman una cadena o cadeneta

El punto bajo de ganchillo

El punto bajo se hace de esta forma:

1. En primer lugar, teje una cadeneta y en su atraviesa su segundo bucle con el ganchillo, de delante hacia atrás. Rodea el ganchillo con el hilo del ovillo que hay sobre tú dedo índice.

2. Estira de la hebra y pásala por el primer agujero de la cadeneta y desliza el ganchillo de nuevo por debajo del hilo que sujetas con el dedo índice para engancharla con el encaje.

3. Introduce el hilo a través de los dos puntos que ya has hecho y te dará como resultado el punto bajo, formando una especie de V.

4. Haz el mismo proceso para elaborar un punto bajo en cada punto de la cadeneta. Realiza un punto de más, ya que así los lados del ganchillo se mantendrán rectos.

5. Dale la vuelta a tu crochet y vuelve a hacer el mismo proceso por medio de la tira de puntos bajos que acabas de realizar. No olvides empezar por el segundo bajo porque si no se hará una línea horizontal. 

El punto alto o vareta en el ganchillo

Para hacer el punto alto o vareta se sigue este proceso:

1. Para empezar, teje una cadena de base y empieza a trabajar sobre el cuarto o quinto punto de comienzo para compensar la altura del punto.

2. Después haz una lazada en el ganchillo e introduce la aguja en el punto de la cadeneta base.

3. Realiza otra lazada en el ganchillo y pásala por el punto de la cadena. Entonces quedarán tres puntos.

4. Vuelve a hacer otra lazada en el ganchillo e introdúcela a través de dos puntos del crochet. Ahora quedan dos puntos.

5. Para acabar haz el último nudo en el encaje y métela por medio de los dos puntos que quedan en la aguja.

¿Cómo hacer puntillas de ganchillo para telas?

Un borde en punto de cangrejo es de los más fáciles y usados a la hora de hacer puntillas de crochet para sábanas, vestidos, rebecas o mantas de ganchillo.

Se hace una vuelta completa a punto bajo, sin girar el encaje al llegar al final. Por el contrario, salta el punto que hay a la derecha y sigue realizando punto bajo hacia ese lado. Cuando llegues al final de la vuelta, realiza un punto bajo en la cadena de inicio de la vuelta anterior.

Otra opción es el borde en puntilla. En este caso se hace primero una vuelta a punto bajo y en la siguiente vuelta se hace una de punto de bajo seguida de tres cadenetas al aire y se vuelve a tejer un punto bajo. Repite el proceso a lo largo de toda la vuelta, fabricando un punto bajo con cadenetas al aire para elaborar la puntilla con un punto bajo simple.

¿Cómo hacer puntillas de ganchillo para toallas?

Los bordes para toallas más usados es la puntilla de concha o abanico. Para realizarlo hay que seguir los siguientes pasos:

En primer lugar, haz una cadeneta base cuyo número de sea un múltiplo de cuatro. A continuación, teje un abanico en cuarto punto desde donde está el ganchillo, siguiendo el patrón de dos varetas, seguido de un punto cadena y otras dos varetas en el mismo punto para acabar.

Leer más
Una forma revolucionaria y mucho más práctica de ordenar y colocar la ropa en la cajonera

Deja tres puntos y repite el proceso anterior. Esto se hará hasta terminar la fila. Al terminar el último abanico de la fila, haz una cadena de tres puntos y gira el encaje para que el lado izquierdo sea ahora el derecho, consiguiendo la altura necesaria para hacer otra fila. Busca el punto de cadena del abanico de la fila anterior y teje un nuevo abanico, siguiendo los mismos pasos para terminar otra fila y otra hasta que se acabe tu labor.

Además, puedes usar esta misma técnica o una de las anteriores para hacer puntillas de crochet para tus servilletas y manteles, dándoles un aspecto más elegante y sofisticado.

• Marta A
Recibe lo mejor de Ohmymag todos los días en tu correo electrónico
Suscribirse
Sin conexión
Verifique su configuración