¿Conoces el hotdogging? El juego erótico que hará subir la temperatura
¿Conoces el hotdogging? El juego erótico que hará subir la temperatura
¿Conoces el hotdogging? El juego erótico que hará subir la temperatura
Leer más

¿Conoces el hotdogging? El juego erótico que hará subir la temperatura

Los juegos sexuales son una buena manera de romper la rutina sexual. Hoy te traemos uno llamado hotdogging.

Los juegos eróticos son una muy buena manera de descubrir al otro, de desacralizar el acto sexual y de romper la rutina sexual. Hoy hablamos de la práctica del "hotdogging" que ya ha conseguido muchos seguidores.

Este anglicismo puede recordarte al famoso sándwich americano: el perrito caliente. Bueno, sí. Hay, en efecto, una conexión. ¿Cómo se practica el hotdogging?

El compañero con pene viene a frotar su sexo entre las nalgas de su compañera/o que está acostado sobre su estómago, mostrando sus nalgas. Ya tienes en mente la imagen del perrito caliente, ¿verdad? Una vez ahí, el compañero hace movimientos de ida y vuelta para aumentar la excitación.

Así que, como puedes ver, no hay penetración aquí.

¿Cuáles son las ventajas de este juego erótico?

Como muchos juegos eróticos, la práctica del hotdogging sirve para aumentar la emoción de ambos compañeros. También permite abordar la práctica sexual sin penetración que, no nos olvidemos, ¡sigue siendo sexo!

El cuestionario erótico

Hace algún tiempo les hablábamos del cuestionario erótico, que funciona igual que el cuestionario de Proust. Este cuestionario también puede ser utilizado como preliminar, sólo tiene que responder francamente a preguntas como :

Lo que más me excita es...

Me encanta cuando empiezas los juegos preliminares de esa manera...

Algunos de mis recuerdos íntimos favoritos contigo incluyen...

La forma en que prefiero darte placer...

La vez que me sorprendiste más (en el buen sentido) fue....

Esta es una gran manera de elevar la temperatura, por supuesto, pero también de comunicarte con tu pareja acerca de vuestras fantasías, vuestros deseos…. Y sí, ¡el sexo también tiene que ver con la comunicación!

¡Más información en el vídeo de arriba!

Escrito por Irene M.F.

Sin conexión
Verifique su configuración