Jóvenes dan alcohol con lejía a un niño autista y ahora lucha por su vida
Jóvenes dan alcohol con lejía a un niño autista y ahora lucha por su vida
Jóvenes dan alcohol con lejía a un niño autista y ahora lucha por su vida
Leer más

Jóvenes dan alcohol con lejía a un niño autista y ahora lucha por su vida

Un chico autista de 12 años se encuentra hospitalizado al sur de Londres después de que hubiera ingerido alcohol con lejía, tal y como asegura la familia.

El conocido medio británico Daily Mail se ha hecho eco de una noticia sobrecogedora que tiene al mundo entero con el corazón en un puño.

Ronnie Philips, un niño de 12 años con autismo ha estado ingresado en estado de coma en la unidad de cuidados intensivos del hospital londinense St. George, después de haber ingerido una lata de bebida supuestamente mezclada con lejía.

Al parecer, y tal como recoge el medio inglés y se hacen eco desde Telecinco, Ronnie se escapó el pasado viernes con su hermano Jimmy, de 11 años, mientras la madre estaba dormida.

Así ella, Danielle Potter, declaró que sus hijos se quedaron con "algunos niños mayores que le dieron a Ronnie una lata de ginebra". Además, y pese a que las autoridades aún no han confirmado la mezcla, pero la familia asegura que también contenía lejía.

Tras caer derrumbado, los jóvenes huyeron

Pero la cosa no queda ahí porque parece que cuando el pequeño cayó derrumbado en el suelo y en la calle, los jóvenes huyeron sin prestarle. Después, una mujer encontró a los niños, llamó a los servicios de emergencias.

El hermano del menor hospitalizado se quedó al lado de su hermano mientras yacía inconsciente en el suelo, pensando que había fallecido y en shock por la situación que estaban viviendo.

Cuando la policía y los servicios de emergencia acudieron al lugar, Ronnie fue trasladado de urgencia al Hospital St. George, en Tooting, al sur de Londres, donde tuvieron que inducirle un coma en la Unidad de Cuidados Intensivos Pediátricos.

Posteriormente sabemos que le han retirado ya el soporte vital y debería regresar en casa en poco tiempo. "Solo quiero que la gente se de cuenta de los peligros de la bebida, las drogas, los juegos estúpidos y la huida dejando a un niño morir", escribía la madre del niño en Facebook.

"Los niños serán niños, pero este tipo de cosas son ridículas y peligrosas. Ahora está despierto, pero no puede entender por qué no le agrada a nadie y tampoco cómo le han hecho esto cuando les consideraba sus amigos. Quiero demostrarle que a la gente le importa y que no todos son desagradables", aclaró la abuela la del pequeño.

Escrito por Alejandra G.

Sin conexión
Verifique su configuración