De 'Los hombres de Paco' a 'El Inocente': la maduración de Mario Casas

Lo conocimos en ‘Al salir de clase’ y lo adoramos en ‘Los hombres de Paco’. Ahora, con 30 años bien cumplidos, se enfrenta a nuevos personajes y su madurez (en todos los sentidos). Así ha cambiado el actor Mario Casas.

De 'Los hombres de Paco' a 'El Inocente': la maduración de Mario Casas
Leer más
Leer más

Mario Casas se ha convertido en uno de los actores de cine y series español con más esperanzas para el futuro de la interpretación. Llegó muy de niño, convencido de que llegaría a vivir de su pasión. Ahora, superada la treintena ha conquistado numerosas amantes y un Goya muy merecido. Pero, ¿cuál ha sido la evolución del actor gallego?

SMS, sin miedo a soñar (2006-2007)

Fue su primera incursión delante de las cámaras. Apenas era un adolescente, pero su rostro gustó a las audiencias y a los productores. Mario Casas llegaba a la pequeña pantalla después de varios cameos y una aparición de la mano de Antonio Banderas en 'El camino de los ingleses'.

De 'Los hombres de Paco' al cielo (literalmente)

La historia de amor de Sara y Lucas, en 'Los hombres de Paco' ha sido una de las más seguidas en la pequeña pantalla. Además de grandes momentos, y dos magníficos intérpretes, nos dejó a un Mario Casas que actuó como el tercero en discordia. Se llevó momentáneamente a la chica, pero descubrió que lo que les había unido era más inestable que el pasado. Con todo, consiguió colocarse como un actor juvenil de comedia y películas románticas que le marcaría en los años venideros.

Así, tras varias participaciones en comedias con grandes como Álex de la Iglesia, Mario Casas llegó al cielo de la popularidad con la adaptación de los libros de Federico Moccia.

Mario Casas pide paso en El fotógrafo de Mauthausen (2018)

Los éxitos del pasado siempre le han pesado, como él mismo ha explicado en varias entrevistas, por ese encasillamiento como chico guapo que se lleva a la chica guapa y consigue lo que quiere, o como liante de comedias. Así, cuando llegó el guion de 'El fotógrafo de Mauthausen (2018)', no lo dudó.

Era el momento de dar un giro a su carrera, sobre todo después de la popularidad que estaba ganando su propio hermano en el segmento de audiencia en el que hasta ahora él era el rey.

En un ambiente de drama, Mario Casas ha demostrado que sabe hacerlo suyo, literalmente: llegó a perder más de 15 kilos para conseguir un aspecto realista en pantalla.

'Instinto', el nacimiento de su imagen como mito erótico

En esa maduración como actor, como persona y como hombre, Mario Casas dio con 'Instinto', de Netflix, el salto definitivo hacia la adultez. Se desprendía de cualquier recuerdo de ese adolescente que encandiló a una generación para mostrarse como un actor maduro que pide paso.

Y llegó el Goya

Mario Casas ha reconocido que, por ahora, tener un Goya en su vitrina de reconocimientos no ha supuesto más llamadas laborales. Lo que sí evidencia es el crecimiento que ha vivido y mostrado como actor. En 'No matarás' se descubre un poco más de esa versión serie, dramática, y sí, polifacética de un joven actor que aún tiene mucho por interpretar.

Los fans están deseando ver cuáles son los nuevos proyectos en los que se embarcará y qué otras facetas mostrará.