Kate Middleton no siempre se vistió como una princesa: su vergonzoso pasado

Kate Middleton no siempre se vistió como una princesa: su vergonzoso pasado

¿Quién no ha mirado sus fotos del pasado y ha sentido profunda vergüenza al ver esos looks que en su momento nos parecieron una magnífica idea pero que ahora nos horrorizan? Todos tenemos un pasado, y la aspirante a ocupar el trono de Inglaterra no iba a ser menos. Te presentamos los looks del pasado de los que muy probablemente Kate Middleton no estará muy orgullosa.

Kate Middleton: una chica normal

Mucho antes de que Kate Middleton se comprometiera con el príncipe Guillermo, era simplemente una chica normal. De familia bien, vida muy acomodada, alejada de cualquier problema económico o social de los que abundan en el que un día será su reino; pero normal.

Probablemente Kate Middleton no tuvo siempre en mente que un pudiera convertirse en la reina de Inglaterra cada vez que abría el armario para elegir un modelito durante su más tierna juventud.

Kate era una chica normal cuando conoció al príncipe Guillermo. Hacía cosas de chicas normales y se vestía como chicas normales, con algún que otro tropiezo. Como nos ha pasado a todos.

Kate y el príncipe se conocieron en la universidad en Escocia. El campus universitario vio nacer una historia de amor que, pese a sus altibajos, dura desde entonces. Ahora, como padres de familia y aspirantes a la corona, muy probablemente se rían de los looks de Kate en aquel momento.

Unos looks que no pasarían el filtro de la Reina

El amor que nació en la universidad entre los dos tortolitos no sólo le cambió la vida a la joven Kate… también le cambió el armario. 

Cuando la relación se hizo oficial no le quedó otra que enterrar su vida de plebeya y con ella sus vaqueros de talle bajo, esas camisetas de tirante que podrían provocar un infarto a la reina, la bisutería, los bolsos de menos de cuatro cifras y esas elecciones de colores tan arriesgadas, a prueba de ataques de epilepsia.

De chica normal a duquesa de Cambridge

Desde aquel flechazo hasta hoy ya han pasado muchos años. Durante todos ellos, el estilo de Kate Middleton ha ido adaptándose a su papel creciente en la familia real británica.

Poco a poco su imagen de novia del príncipe se fue dejando atrás y sus estilistas han ido cada vez más apostando por estilos que fortalecieran su estatus de duquesa de Cambridge y heredera de la corona.

Leer más
Lidl lanza una nueva colección de ropa inspirada en Meghan Markle

Y no lo han hecho nada mal, pues cuesta imaginar aquella imagen de chica desenfadada que fue un día. Nos hemos acostumbrado a una imagen elegante, sobria y segura propia de una duquesa.

Kate se ha ganado su lugar en Buckingham Palace y seguramente en todo ese proceso su estilismo habrá jugado un importante papel. Conoce los límites de su rol como mujer a la sombra de un futuro rey así como los delicados y caprichosos límites de los gustos y disgustos de una familia nada fácil de llevar.

Desde aquellos deslices (si se pueden considerar así a ser una chica normal), Kate no ha vuelto a sacar la pata del tiesto, ß. La reina tiene que estar contenta.

• Antonio Lucas
Leer más
Recibe lo mejor de Ohmymag todos los días en tu correo electrónico
Suscribirse