Drew Barrymore y Camero Díaz, los ángeles de Charlie de la naturalidad

El universo de Hollywood se rebela contra la tiranía de los retoques. 20 años después, Drew Barrymore y Cameron Díaz se muestran tal cual (divinas y juntas)

Drew Barrymore y Camero Díaz, los ángeles de Charlie de la naturalidad
Leer más
Leer más

Todos recordaremos a Drew Barrymore por 'ET' y su grito. O por 'Los Ángeles de Charlie'. De aquella etapa la actriz guarda una gran amistad con Cameron Díaz.

Ambas se han erigido en los últimos años como las adalides de la naturalidad frente a la obsesión de muchas de las mujeres del celuloide por la cirugía estética. Para ellas, la arruga es bella (y también para nosotras).

En el caso de Barrymore, hay que reconocerle que nunca se ha obsesionado con el peso y eso que se mantiene estupenda a sus 46 años (más querríamos muchas llegar así a su edad).

Ella misma ha reconocido que por ahora, y no tiene planes de hacer cambios, no se ha tocado nada de la cara. En parte, asegura, porque sabe que si comienza, no habría forma de que dejara de obsesionarse.

Cameron Díaz, por su parte, lleva años alejada del universo de la interpretación en Hollywood. Ahora se vale como madre y empresaria (y muy bien, por cierto).

En una entrevista en Entertainment Tonight reconoció que ella sí había probado el efecto botox. Pero el resultado no solo no la convención sino que tuvo el efecto contrario. Asegura que para ella el rostro que veía en el espejo no era ella, de modo que nunca volvió a pasar por quirófano.

Ahora ambas llevan muy bien el paso del tiempo: ninguna de las dos mantiene ese rostro angelical que conquistó Hollywood, ni falta que las hace. Ellas se han labrado una vida más allá de la esclavitud de la imagen, son felices y, por qué no decirlo, están estupendas. ¿No te parece?