Cenicienta: ese extraño y alarmante detalle físico que todo el mundo acaba de notar
Cenicienta: ese extraño y alarmante detalle físico que todo el mundo acaba de notar
Leer más

Cenicienta: ese extraño y alarmante detalle físico que todo el mundo acaba de notar

Un cuento de hadas atemporal de Walt Disney, Cenicienta ha marcado generaciones de niños para los que la historia de su heroína sigue siendo inolvidable. Pero, ¿habías notado que esta tenía un defecto físico particularmente asombroso?

Desde hace 68 años, el dibujo animado de la Cenicienta ha acunado la juventud de varias generaciones de niños que se apasionan por esta obra mítica de Walt Disney, sin haber notado nunca este gran detalle.

Un detalle físico importante

La joven heroína de la película no tenía realmente... ¡orejas! Si se mira de cerca, se puede ver que las orejas de la Cenicienta son casi inexistentes, o incluso apenas insinuadas por los dibujantes.

Esto es aún más sorprendente si se compara la Cenicienta de 1950 con la Cenicienta más reciente en su nueva versión 3D en el Mundo 2 de Ralph, que en esta nueva producción tiene un par de orejas claramente visibles que le faltaban a la primera.

Pero, ¿por qué los diseñadores de la época olvidaron un detalle tan esencial? Si no se conoce la respuesta, algunos usuarios de internet han presentado una divertida teoría sobre el tema...

Si Cenicienta hubiera tenido oídos, habría oído caer su zapato de cristal al escapar del baile antes de la medianoche, por lo que el Príncipe nunca habría podido encontrarla después. La historia habría cambiado totalmente, ¿no?

¡Descubre más detalles en el vídeo!

Escrito por Irene M.F.
Sin conexión
Verifique su configuración