Chapuza judicial: encarcelado por el retrato robot de un monigote

Chapuza judicial: encarcelado por el retrato robot de un monigote

DeAndre Charles, un joven de 15 años, pasará a la historia como el desafortunado protagonista del capítulo más bochornoso de la justicia estadounidense. 

El crimen: el triste asesinato de Joseph Raksin, un conocido rabino neoyorkino en un cruce de un barrio de Miami. Raskin se encontraba en Miami visitando a su hija cuando, víctima de una bala perdida de una arma anónima, pierde la vida.  

Con una misteriosa rapidez, las autoridades empiezan a buscar al culpable de asesinar a un señor tan importante (por cierto, de raza blanca). Es ahí cuando se produce el primer episodio digno de una comedia mala: la fiscal encargada del caso, la señora Katherine Fernandez Rundle, convoca a la prensa para anunciarles con no poca y osada seguridad, que el caso está bien encauzado y están prácticamente seguros de quién es el asesino.  

El bochorno empieza a repartirse a manos llenas cuando enseña ante las cámaras la prueba que les ha hecho dar con el asesino: un retrato robot que bien podría ser un dibujo que sus sobrinos habían hecho de su Muppet preferido. 

Haciendo gala de tal seguridad pero sin tener en cuenta la aberración que sostiene en sus manos, confirma que uno de los sospechosos "se ajusta" a la descripción dada por un testigo. 

Leer más
Se encuentra cara a cara con el asesino de su hija. Su gesto es irreprochable. Compruébalo.

Así fue como DeAndre Charles, un pobre muchacho que simplemente vivía por la zona y que juzgaron guardaba parecido con el teleñeco del retrato robot, terminó pasando casi un año en la cárcel (DeAndre es, por cierto, afroamericano).

Un año después el juez y los fiscales consideraron que las pruebas que enculpaban al joven de 15 años igual no eran tan contundentes (fueron los últimos en enterarse, probablemente). Y tras 11 largos meses en prisión, DeAndré fue puesto en libertad. Nadie le ha pedido perdón todavía. 

No te pierdas las pruebas en el vídeo. El caso es completamente loco.  

• Antonio Lucas
Leer más
Recibe lo mejor de Ohmymag todos los días en tu correo electrónico
Suscribirse