bulldog camilla

Jackson es un pequeño bulldog muy afortunado. Este pobre perro sufría una hernia discal que le afectó a la columna vertebral, por lo cual no podía caminar. Y, encima, sus dueños lo abandonaron y lo ataron a las rejas de un refugio. 

Pero gracias a los cuidados de la asociación Viktor Larkhill Extreme Rescue, ¡Jackson consiguió salir adelante y ahora ya puede correr y disfrutar de su vida al máximo!

Publicado por , el