pies

Un masaje de pies relajante puede procurar una gran sensación de bienestar, pero para ello, hay que saber hacerlo bien. Por eso, Ohmirevista te enseña las técnicas que siempre funcionan.

 

Masaje de pies chino

Este tipo de masaje viene de la medicina tradicional china, y también se conoce como digotopuntura. 

Existen diferentes tipos de masajes específicos como el masaje de pies tailandés y el masaje de pies con peces. Hay incluso quienes utilizan objetos y se dan un masaje de pies con una pelota de tenis, aunque lo más recomendable es acudir a un especialista y no experimentar por cuenta propia.

Paso a paso masaje de pies

Se aconseja el uso de aceite para masajear los pies. La primera etapa consiste en efectuar un masaje desde los dedos de los pies al talón y viceversa presionando ligeramente. Es importante repetir este movimiento varias veces.

Esta zona es especialmente sensible, por lo que es indispensable adaptarse a las reacciones de la persona que recibe el masaje. Podría sentir un ligero dolor o cosquillas.  

Masaje de pies reflexología

Un tipo de masaje de pies relajante muy solicitado es la reflexología plantar. Se trata de presionar ciertas zonas del pie, entre ellas, la bóveda plantar. Cada zona está asociada a una parte del cuerpo, permitiendo aliviar muchos dolores. 

Tras masajearlo de manera general, hay que presionar y estimular los puntos reflejos adecuados. Para practicar este tipo de masajes es aconsejable informarse previamente para hacerlo bien. En cualquier caso, siempre resultará agradable para la persona que lo reciba.

Masaje de pies cansados

Este tipo de masaje de pies cansados alrededor de los huesos del tobillo resulta muy agradable siempre y cuando se haga de la forma adecuada. Hay que utilizar ambas manos y hacer movimientos circulares alrededor de los huesos pasando los dedos con delicadeza. Insistimos en que los movimientos han de ser suaves, ¡si no lo son, no resultará nada agradable!

Masaje de pies: puntos

Otro punto a tener en cuenta son los dedos, ¡no deben descuidarse!. Antes de proceder a masajearlos, se recomienda hacer flexiones y extensiones. Tienes que sujetar los dedos con una mano y mantener el pie con la otra, y encoger y estirar los dedos suavemente y sin forzarlos.

Al ser tan frágiles, hay que tener cuidado, o podríamos hacerle daño a la persona que recibe el masaje de pies relajante. Este masaje de pies tiene beneficios como relajar los tendones y músculos flexores y extensores de los dedos de los pies.

Tras efectuar estos movimientos, podemos comenzar con el masaje de dedos. Hay que tomar los dedos uno por uno y masajearlos individualmente. Para que el masaje sea eficaz, hay que repetir los movimientos varias veces. Comenzamos con el dedo meñique y terminamos con el pulgar.

Para recibir un buen masaje de pies relajante puedes optar por acudir a un centro de masajes o de estética especializado donde ofrezcan este servicio. Otra opción interesante es el masaje de pies a domicilio, podrás liberar estrés y ponerte cómoda en un entorno acogedor, además de tener la comodidad de ahorrarte el desplazamiento.

Publicado por , el